Viernes, Diciembre 14, 2018

Política de Estado


Jueves, 09 Agosto 2018 08:49

Janet Smith, profesora de Teología Moral: “Hay que erradicar las redes ‘gays’ en la Iglesia”

El problema de los abusos clericales no va a arreglarse con el cese de algunos obispos, mucho menos con blandas directrices burocráticas. El núcleo está en redes homosexuales dentro del clero que hay que erradicar, asegura Janet Smith, Catedrática de Teología Moral en el Seminario Mayor del Sagrado Corazón de Detroit, a LifeSiteNews.

“Mucha gente cree que el escándalo sexual en la Iglesia consiste en que los obispos sabían lo de McCarrick y no hicieron nada al respecto”, asegura la profesora Janet Smith. “Y demasiados clérigos y laicos creen que si ruedan algunas cabezas y se pone en marcha algún mecanismo para denunciar a los obispos viciosos, podremos pasar página. ¡ERROR!”.

Para Smith, “el problema más profundo es la presencia de redes homosexuales en la Iglesia, probablemente en diócesis de todo el mundo y, sin duda alguna, en la Curia”.

 
No es que la homosexualidad activa sea en absoluto la única conducta pecaminosa a la que se entregan los malos curas, pero es esencial para entender todo el entramado de abusos, encubrimiento y corrrupción. “Erradicar las redes homosexuales de la Iglesia sería un gran paso para purgar la Iglesia de sacerdotes inmorales”, asegura Smith. “Y hacerlo nos ayudaría a encarar otros muchos problemas.

Durante años se ha hablado, no sin numerosos indicios y ocasionales testimonios, de redes homosexuales que llegan a la propia Curia y que han recibido el nombre genérico de ‘mafia rosa’. Estas redes se utilizan para proteger y promover a aquellos clérigos con posturas más favorables a la suya, y castigar y silenciar a los que tienen posiciones contrarias.

El caso de McCarrick es paradigmático de este sistema. McCarrick ha sido apartado de las funciones sacerdotales y privado de su capelo cardenalicio cuando le quedan dos años para los 90, por un abuso cometido hace medio siglo. En todo este tiempo, no solo ha llevado una vida de constante depredación de jóvenes seminaristas y sacerdotes de modo sobradamente conocido en su círculo, sino que ha influido decisivamente en la promoción de obispos como Farrell, Cupich, Tobin y Wuerl.

Ha tenido una carrera meteórica mientras se extendían los rumores sobre su comportamiento, llegaba a Roma una comisión para informar de sus depredaciones y las diócesis de Metuchen y Newark pagaban a denunciantes de abusos para comprar su silencio.

El propio Cardenal O’Malley, expresamente encargado por el Papa para atajar estos abusos, recibió una denuncia creíble contra McCarrick. Solo tres meses después estaba con el poderoso cardenal confraternizando alegremente con él en un homenaje.

Y mientras un montón de sacerdotes y ex seminaristas confiesan, normalmente en condiciones de anonimato, que todo el mundo conocía las andanzas del cardenal -al igual que numerosos periodistas-, sus colegas, incluso los más íntimos y antiguos amigos, tratan de hacernos creer que las acusaciones les han sorprendido enormemente.

Y por eso hay razones sobradas para creer en estas redes homosexuales, y por eso Smith cree que atajarlas ayudaría a la Iglesia deshacerse de todo tipo de conductas inmorales en su clero. “Tienden a protegerse unos a otros y a ayudarse a avanzar en su carrera eclesiástica”, insiste Smith. “Esto hace a veces que queden relegados los mejores sacerdotes”, que se quedan sin posibilidad de aceptar más altas cargas pastorales.

“Estamos recibiendo testimonios de seminaristas y jóvenes sacerdotes a quienes han acosado sacerdotes homosexuales y que no han recibido ayuda alguna de sus obispos; al revés, a menudo se les ha silenciado”, se lamenta Smith. “¿Cuántos jóvenes no habrán logrado sobrevivir al seminario o habrán abandonado el sacerdocio por esta razón? ¿Cuántos jóvenes rechazarán las sugerencia de una vocación sacerdotal por miedo a entrar en semejante ambiente?”

 

infovaticana.com

Valora este artículo
(0 votos)
Inicia sesión para enviar comentarios

Santo Tomas Moro

"El hombre no se puede separar de Dios, ni la política de la moral."

 

Mensajes a  Maureen Sweeney-Kyle

 

 

 

 

 

“Como hijos de la Nueva Jerusalén,

 

ustedes deben afrontar la corrupción

 

que está consumiendo el corazón del

 

mundo. 

 

La decadencia moral no tiene límites." ...

 

lea más: amorsanto.com 15-09-2009

 

 

 

Contáctese con nosotros

No dude en escribirnos

 

Sus comentarios son bienvenidos 

 

cferrari4@gmail.com

Nuestra Señora de las Rosas - Mensajes

Primer vínculo vital e irremplazable

Dale el pecho a tu niño hasta los 2 años de edad, como mínimo.

Monumento al no nacido - Eslovaquia

 

 

 

 

Políticas de Estado en Perú

Conozca las exitosas políticas de estado de Perú

Cántico de David 1 Cro 29 10-13

 

 

 

Bendito eres, Señor,

 

Dios de nuestro padre Israel,

 

por los siglos de los siglos.

 

 

Tuyos son, Señor, la grandeza y el poder,

 

la gloria, el esplendor, la majestad,

 

porque tuyo es cuanto hay en cielo y tierra,

 

tú eres rey y soberano de todo.

 

 

De ti viene la riqueza y la gloria,

 

tú eres Señor del universo,

 

en tu mano están el poder y la fuerza,

 

tú engrandeces y confortas a todos.

 

 

Por eso, Dios nuestro,

 

nosotros te damos gracias,

 

alabando tu nombre glorioso.

 

 

 

 

 

ARTÍCULOS EN PDF

 

 

Oración a Sta. María, Señora de la Gracia

Resultado de imagen para inmaculado corazon de maria

 

Santísima Virgen María

 

Señora de la Gracia

 

Te ruego me concedas tener

 

Un profundo conocimiento intelectual

 

De tus virtudes virginales

 

Una intensa experiencia vital

 

De tu ternura de madre

 

Y una constante actitud

 

De consagración total

 

A tu Inmaculado Corazón

 

Y que

 

Por el conocimiento

 

El amor

 

Y la consagración

 

Pueda hacerme

 

Un poco más semejante

 

A tu tan querido Hijo

 

Mi Salvador y Señor

 

Jesucristo

 

Amén