Miércoles, Octubre 17, 2018

Política de Estado


Lunes, 08 Octubre 2018 13:56

¿Era esto lo que la Iglesia podía ofrecer a los jóvenes?

NO SE PIERDAN EL VÍDEO DEL ENCUENTRO DEL PAPA CON LOS JÓVENES EN EL AULA PABLO VI QUE TUVO LUGAR AYER,

“La Iglesia, no sale hacia las nuevas generaciones, sino que sale con las nuevas generaciones, y el Sínodo es fruto de un trabajo en el que vosotros han sido y son protagonistas”, lo dijo el Papa Francisco en el Encuentro con los Jóvenes y los Padres Sinodales con ocasión de la XV Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos, dedicado al tema: “Los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional”, la tarde de este sábado 6 de octubre de 2018.

“Nosotros para. Únicos, solidarios y creativos”

El Evento organizado y promovido por la Secretaria General del Sínodo de los Obispos y la Congregación para la Educación Católica, bajo el lema “Nosotros para. Únicos, solidarios y creativos”, congregó a centeneras de jóvenes de diversos continentes en el Aula Pablo VI del Vaticano, quienes en medio de cantos y danzas presentaron diversos testimonios que hablan de las dificultades que atraviesan los jóvenes de nuestro tiempo, sus fragilidades y esperanzas, lo difícil que es encontrase a uno mismo y afirmar su identidad.

 
 

Después de presentar estas experiencias de diversas realidades del mundo juvenil, los jóvenes presentaron una serie de preguntas al Santo Padre y a los Padres Sinodales.

El don precioso de la juventud

El Papa Francisco agradeció de manera espontánea por haber compartido sus testimonios y aseguró, con respecto a las preguntas de los jóvenes, que “las respuestas se las darán los padres sinodales”; ya que “si yo respondiera anularía el Sínodo”- dijo Francisco- añadiendo que las respuestas “deben venir de parte de todos, de nuestra reflexión, de nuestra discusión, y sobre todo deben ser respuestas hechas sin miedo”.

“Me impresionan sus historias personales – señaló el Pontífice –  llenas de pasión y de dolor, animadas por los deseos, estimuladas por las aspiraciones, marcadas por las caídas, pero también por el deseo de levantarse, para afrontar de manera positiva los desafíos de la vida y correr a los destinos más bellos”.

Otra vida es posible

Justamente, afirmó el Vicario de Cristo, ustedes piden a la Iglesia que conozca mejor el mundo de los jóvenes, para poder interpretar mejor sus necesidades y promover iniciativas eficaces en su favor. Los Padres Sinodales partirán ciertamente de vuestras aportaciones, que durante la fase de preparación del Sínodo y también hoy han dado con claridad y puntualidad. “Han descrito bien, y experimentado en vuestra piel – puntualizó el Pontífice – las ilusiones del hombre contemporáneo, que cree que puede dominar el mundo y a veces no se da cuenta de que a su vez está dominado por ídolos – dinero, poder, placer…. – y por esto siembra injusticias y corrupción. Pero lo más conmovedor de sus historias es el descubrimiento de que otra vida es posible: Jesús no nos deja solos en nuestra aventura, especialmente en los momentos que nos ponen a prueba”.

Jóvenes, presente del mundo y de la Iglesia

Estoy seguro de que, a través de vosotros, agregó el Papa Francisco, la Iglesia se encuentra con el mundo de hoy. No sólo son el futuro de la Iglesia, sino también su presente. Y no queremos posponer su participación al futuro, pidiéndoles que esperen su turno. “La Iglesia en salida – precisó el Papa – necesita un dinamismo misionero que sobre todo los jóvenes puedan aportar. Necesita personas que, animadas por la fe, sepan comprometer su vida en la evangelización en un mundo marcado por las transformaciones sociales, culturales, tecnológicas, en un mundo que se ha vuelto más pequeño a causa de la globalización, y más interconectado por el desarrollo de la comunicación”.

Protagonistas del cambio

Antes de concluir su discurso, el Papa Francisco señaló que, con sus preguntas los jóvenes expresan su deseo de ser protagonistas del cambio y de participar plenamente en la misión de la Iglesia. “Y la primera manera de ser protagonistas y de participar es precisamente ésta – agregó el Pontífice – hacer preguntas, porque provienen de esa actitud de investigación propia de las nuevas generaciones. Una investigación que no quiere detenerse en la teoría, sino llegar a la práctica, a las opciones de vida, a los comportamientos. En cierto modo, las preguntas son más importantes que las respuestas – o al menos tan importantes – porque nunca tendremos buenas respuestas si no hacemos buenas preguntas”.

 

https://infovaticana.com

Valora este artículo
(0 votos)
Inicia sesión para enviar comentarios

Santo Tomas Moro

"El hombre no se puede separar de Dios, ni la política de la moral."

 

Mensajes a  Maureen Sweeney-Kyle

 

 

 

 

 

“Como hijos de la Nueva Jerusalén,

 

ustedes deben afrontar la corrupción

 

que está consumiendo el corazón del

 

mundo. 

 

La decadencia moral no tiene límites." ...

 

lea más: amorsanto.com 15-09-2009

 

 

 

Contáctese con nosotros

No dude en escribirnos

 

Sus comentarios son bienvenidos 

 

cferrari4@gmail.com

Nuestra Señora de las Rosas - Mensajes

Primer vínculo vital e irremplazable

Dale el pecho a tu niño hasta los 2 años de edad, como mínimo.

Monumento al no nacido - Eslovaquia

 

 

 

 

Políticas de Estado en Perú

Conozca las exitosas políticas de estado de Perú

Cántico de David 1 Cro 29 10-13

 

 

 

Bendito eres, Señor,

 

Dios de nuestro padre Israel,

 

por los siglos de los siglos.

 

 

Tuyos son, Señor, la grandeza y el poder,

 

la gloria, el esplendor, la majestad,

 

porque tuyo es cuanto hay en cielo y tierra,

 

tú eres rey y soberano de todo.

 

 

De ti viene la riqueza y la gloria,

 

tú eres Señor del universo,

 

en tu mano están el poder y la fuerza,

 

tú engrandeces y confortas a todos.

 

 

Por eso, Dios nuestro,

 

nosotros te damos gracias,

 

alabando tu nombre glorioso.

 

 

 

 

 

ARTÍCULOS EN PDF

 

 

Oración a Sta. María, Señora de la Gracia

Resultado de imagen para inmaculado corazon de maria

 

Santísima Virgen María

 

Señora de la Gracia

 

Te ruego me concedas tener

 

Un profundo conocimiento intelectual

 

De tus virtudes virginales

 

Una intensa experiencia vital

 

De tu ternura de madre

 

Y una constante actitud

 

De consagración total

 

A tu Inmaculado Corazón

 

Y que

 

Por el conocimiento

 

El amor

 

Y la consagración

 

Pueda hacerme

 

Un poco más semejante

 

A tu tan querido Hijo

 

Mi Salvador y Señor

 

Jesucristo

 

Amén