Sábado, 23 Noviembre 2013 01:46

La implantación del control de la natalidad a través de la anticoncepción en África

 

El esfuerzo de la Fundación Gates.

 

La semana pasada, la fuerte soga del control de la población se colocó alrededor del cuello de África cuando la Fundación Gates organizó lo que llamaron, el mayor evento de la planificación familiar en la historia con cerca de 3.000 asistentes.

 

La Conferencia Internacional sobre Planificación Familiar de Adis Abeba fue un evento de 4 días de duración que tuvo sus tentáculos dirigidos a casi todas las capas de la sociedad africana:

mujeres, hombres, jóvenes, solteros, casados, profesionales, académicos, políticos, celebridades, dignatarios y legisladores. 

 

Ellos ofrecieron una impresionante alineación de los oradores principales que incluía a los africanos movilizadores más influyentes como agitadores y líderes. Hubo también organizaciones internacionales y occidentales que estaban allí para apoyar y fortalecer el propósito central de la conferencia: el control de la población de África. Su tema fue “acceso total, elección total”

Pero la verdadera pregunta que el mundo debería estar haciendo en este momento es – ¿El acceso a qué? ¿La elección de qué? 

LA PROPUESTA DE LA CONFERERENCIA DE ADIS ABEBA

 

Obianuju Ekeocha, una bióloga nigeriana que reside en Londres, cuenta desconsolada el eventoy sus consecuencias.

África es el hogar de millones de personas que no tienen acceso en absoluto a la educación básica o a la asistencia sanitaria más básica:

La mayoría de nosotros sabe o tiene amigos o familiares que no tienen otra opción en su situación empobrecida. Y, sin embargo, un puñado de personas que tienen acceso a la mayor riqueza material en el mundo vienen a nosotros para decirnos que lo que los africanos necesitan más es el acceso completo a las relaciones sexuales sin apego, diceObianuju Ekeocha

Términos como LARC (anticoncepción reversible de acción prolongada) fueron lanzados durante esta conferencia. La Anticoncepción de emergencia (abortiva), se puso en un pedestal. Aumentar el acceso al Aborto fue también otra área importante de discusión.

Los líderes africanos que asistieron estaban muy animados a aumentar su presupuesto y planes nacionales para el control de la natalidad. La iniciativa de anticoncepción, Adolescentes “amistosas”, también fue promovida entre los jóvenes y, supuestamente a los solteros. Y algunos de los ponentes y funcionarios occidentales etiquetaron a las sociedades africanas como “juzgadora” al considerar el sexo fuera del matrimonio.

PROPUESTA RETORCIDA

 

Dice Obianuju Ekeocha:

Querida gente del mundo, ¡esto es absurdo!, ¡esto es retorcido y distorsionado!

Convocar en África algunas de las mentes más brillantes de todo el mundo sólo para deliberar y discutir las mejores maneras de conseguir el control de la natalidad más efectivo en las partes más remotas de África.

Traer a los gigantes de los derechos sexuales y reproductivos como la International Planned Parenthood Federation para alentar el hedonismo sexual entre nuestros jóvenes africanos.

Conocidas organizaciones pro-aborto como Ipas hablando en aumento y la ampliación del acceso al aborto en África. Traer a los “expertos” médicos del otro lado del mundo para tener a enseñar, demostrar y  simular abortos de segundo trimestre… 

¡Esto es desgarrador para todo el continente de África!

La gente que no tiene y desea tener acceso a las herramientas más básicas del desarrollo, todo lo que obtiene es el neo imperialismo diciéndoles las grandes cosas que habrá para ellos si tienen “acceso pleno y completo a la elección” de la parafernalia de los mejores anticonceptivos, herramientas y dispositivos que les darán la libertad sexual sin restricciones. 

¡Tenemos sed y nos dan condones! ¡Tenemos hambre y nos ofrecen píldoras anticonceptivas! ¡Estamos enfermos y nos ofrecen las más modernas técnicas de aborto! ¡Estamos desnudos y nos llevan a los brazos del hedonismo sexual! ¡Estamos aprisionados por la pobreza y no ofrecen  liberación sexual!

Lágrimas silenciosas ruedan por África en un mundo moderno que no puede ver nuestro dolor ni oír nuestro grito de pedido de ayuda. 

Son lamentables los gérmenes destructivos de la revolución sexual que fueron sembrados la semana pasada en Adis Abeba. El dolor es casi insoportable al imaginar los efectos de una revolución sexual en un continente que ya está muy cargado de mucho sufrimiento humano. Y lloramos amargamente. Lloramos no sólo por nosotros sino por nuestros hijos que cosecharán los dividendos devastadores de este gran proyecto de anticonceptivos en el futuro. 

UNA INTERVENCIÓN DE LOS GATES

 

Desde que Melinda Gates (católica según ella) anunció y lanzó su extenso y costoso proyecto de  anticoncepción en África hace más de un año, millones de dólares se han gastado en todo el continente dando lugar a una tendencia reactiva de eventos para aumentar los esfuerzos entre los líderes africanos para ampliar el acceso a la anticoncepción y el lanzamiento de más iniciativas de control de población en varias partes de África.

El empuje más fuerte y más insistente para la legalización del aborto en muchos países africanos, está desviando las mayores cantidades de dinero del gobierno (de otros proyectos de desarrollo) que se canalizan al abastecimiento de anticonceptivos y posteriormente, a un aumento innegable en el uso de la anticoncepción artificial en casi todas partes de África. 

Y sin embargo, la vida de las mujeres africanas no ha mejorado en absoluto. Ellas pueden estar teniendo sexo más vacío y estéril, estar libres de la concepción todos los días del mes y todos los meses del año, pero ciertamente no están mejor alimentadas, ni son más sanas, y no son más educadas que antes del proyecto de Melinda, por lo que no tienen más poder. Este proyecto ha fallado a las mujeres africanas en cada nota.

He rogado y apelado a Melinda Gates, el año pasado - dice Obianuju Ekeocha -cuando disparó el interruptor del control de la población en África y voy a hacerlo de nuevo hoy con mucho respeto. Las mujeres africanas se merecen mucho más que este proyecto humanitario que les promete nada más que la libertad sexual por encima de todo. 

Inundando nuestras naciones con las píldoras anticonceptivas, inyectables, dispositivos intrauterinos y preservativos, nuestra cultura está siendo ahogada por su cuento, nuestra prioridad está siendo reemplazada por su cuento, nuestra opinión está siendo eclipsada por su cuento y nuestro valor está siendo devorado. 

Nosotros respetamos, y no nos atrevemos a definir, sus sensibilidades y valores occidentales, por favor misericordiosamente respeten nuestras propias sensibilidades y los valores africanos. 

Las mujeres africanas merecen destacarse con orgullo entre las mujeres del mundo en el contexto de sus propias sensibilidades y valores culturales. Ellas merecen ser reconocidas en su estima completa y en la estatura de su radiante feminidad africana, en la belleza y la dignidad que está firmemente arraigada en una cultura vibrante de la vida y la familia.

Fuentes: Culture of Life Africa, Signos de estos Tiempos

 

forosdelavirgen   23-11-2013