Viernes, 30 Julio 2021 09:14

Multan por segunda vez a una congregación protestante en Canadá y el pastor dice que «Jesús lo vale»

Un pastor protestante canadiense cuya congregación ha sido multada con más de 80.000 dólares por segunda vez por celebrar un servicio de culto cuando en Ontario estaban prohibidos los cultos religiosos ha asegurado que «Jesús lo vale».

 

(CP/InfoCatólica) La Trinity Bible Chapel, con sede en Waterloo (Ontario, Canadá), fue condenada el martes por un servicio de culto que celebró en abril y que violó las restricciones provinciales sobre las reuniones en público debido a la pandemia.

 

El juez John Krakchenko ordenó a la congregación evangélica y a sus dirigentes el pago de 85.000 dólares en multas tras declararles en desacato al tribunal, según Kitchener Today.

 

La multa se desglosa en 35.000 dólares para la propia comunidad, 10.000 dólares de multa para los pastores Jacob Reaume y Will Schuurman, y otros líderes de la congregación que han sido multados con 7.500 dólares cada uno.

 

Reaume publicó una declaración en la web de su iglesia el martes, explicando que si bien es poco probable que apelen contra los cargos de desacato y que seguramente tendrán que pagar la multa, «Jesús lo vale».

 

«... los servicios de adoración no son nuestros para renunciar a ellos. Pertenecen a Jesús. Él compró su culto con el precio de su propia sangre», escribió Reaume.

 

«No sólo nos alegramos de que nuestros extravagantes servicios de adoración nos hayan dado la oportunidad de llevar a muchas personas a Jesús, pues constatamos que cada semana nuevas personas se han salvado durante este tiempo de persecución, sino que también ahora nuestros extravagantes servicios de adoración han proporcionado la oportunidad de dar testimonio de la valía de Cristo ante el Tribunal Superior de Ontario»

 

Reaume añadió que su congregación no pretende «faltar al respeto a nuestros tribunales o magistrados civiles», sino que «sólo desean afirmar de palabra y de hecho que Cristo es Rey de reyes, Señor de señores y Juez de jueces».

 

«Los que tienen autoridad tienen una autoridad derivada, y esa autoridad derivada viene de Dios. Ha sido y seguirá siendo un perjuicio para nuestra nación no reconocerlo», continuó.

 

Cultos al aire libre

La congregación sigue celebrando servicios de culto al aire libre, ya que el gobierno les cerró el edificio de su iglesia en abril debido a su negativa a adherirse a las órdenes de cierre provinciales.

 

La Trinity Bible Chapel fue multada previamente con 83.000 dólares en febrero por violar la Sección 10.1 de la Ley de Reapertura de Ontario, que limitaba los servicios en persona a 10 personas, tanto en el interior como en el exterior.

 

Según su página web, , el gobierno de Ontario informa de que la provincia se encuentra en el paso 3 de su plan de reapertura, conocido como «Hoja de ruta para la reapertura».

 

Esto significa que como mínimo el 70% de la población adulta ha recibido al menos una dosis de la vacuna contra el Covid-19, mientras que al menos el 25% de la población adulta ha sido completamente vacunada.

 

Como parte del paso 3, las reuniones y eventos sociales al aire libre pueden tener un máximo de 100 personas, las reuniones y eventos sociales en interiores pueden tener un máximo de 25 personas, y los servicios religiosos en interiores están permitidos con distanciamiento físico.

 

 

Infocatolica.com