Lunes, 20 Septiembre 2021 09:42

Canadá: misa sólo para personas vacunadas

La Arquidiócesis de Moncton (New Brunswick, Canadá) ha emitido un comunicado tras una reunión con la ministra de Sanidad provincial, Madame Shephard. La ministra explicó que no exige que se lleven mascarillas, gel ni distanciamiento en las reuniones. Lo que sí exige es que en las reuniones participen solamente personas totalmente vacunadas.

Por ello, la diócesis acaba de publicar un nuevo protocolo, aplicable a partir del miércoles 22 de septiembre, en el que se indica lo siguiente:

 

“Para cualquier reunión dentro de nuestras iglesias, presbiterios o centros comunitarios bajo nuestra supervisión, los presentes deben estar doblemente vacunados.

 

Por reuniones entendemos: celebraciones religiosas (misas dominicales y entre semana, encuentros de oración, bautizos, bodas y funerales, confirmación, primera comunión), encuentros parroquiales y pastorales, encuentros de catequesis, asambleas de dirección, conferencias, talleres, encuentros fraternales y sociales, bingos, juegos de cartas, etc.

 

Por asistentes entendemos: sacerdotes, ministros laicos, miembros del coro, voluntarios, fieles y otros participantes. Esto también se aplica a los familiares o amigos cercanos en bautizos, bodas o funerales. Los jóvenes menores de 12 años están exentos de esta medida, ya que no pueden ser vacunados en la actualidad.

 

Deben haber voluntarios en las puertas de todas las iglesias para pedir a los feligreses una prueba de vacunación completa y anotar sus nombres como totalmente inmunizados.

 

En el caso de los funerales, se puede pedir al personal de la funeraria que se asegure de que los miembros de la familia y los parientes que acudan a la iglesia estén doblemente vacunados. En el caso de los bautizos y las bodas, esta tarea será responsabilidad del personal de la secretaría parroquial o de la persona que se reúna con la familia para preparar la celebración.  En cuanto a otras celebraciones, hay que llevar una lista de los participantes en los funerales, las bodas y los bautizos después de asegurarse de que están doblemente vacunados. […]”

 

Se añade al texto una pregunta y la respuesta sobre la posibilidad de que alguno de entre los nuevos leprosos no vacunados pueda beneficiarse de los sacramentos de la Santa Iglesia:

 

“Pregunta: ¿Podemos aceptar a una persona que no se haya vacunado o que sólo se haya puesto una dosis dentro de nuestros establecimientos para una celebración o una reunión?  ¿Incluso si requerimos el enmascaramiento y el distanciamiento?

 

Respuesta: La ministra ha respondido que no, a no ser que tenga un certificado de exención, lo cual es poco frecuente.”

 

 

Infovaticana.com